Jornada lúdica de medioambiente en la estación

c_280_300_16777215_00_images_com_osgallery_gal-2_thumbnail_20220507-120021108BB16C-42EA-15FC-4FD4-59F54691EC86_600_400.jpg¡Y a la tercera fue la vencida! Dos veces se ha tenido que aplazar la jornada de medio ambiente, organizada por Amigos de Corral, debido a las inclemencias meteorológicas para limpiar la antigua estación de tren.

Desde primera hora de la mañana, saliendo del pueblo en bici o en coche, un grupo de nuevos amigos pertrechados de azadón, rastrillo y muchas bolsas de basura llegó a su destino para limpiar toda la maleza, cardos y malas hierbas que esas lluvias tan deseadas están llenando nuestros campos de broza. También se han recogido todo tipo de botellas de cristal, latas, plásticos e incluso una silla vieja, y esto ya no es debido a las lluvias sino a la gente que no sabe cuidar de las cosas que son de todos y no les gusta llevarse su propia basura. A esta gente se la conoce como guarros y guarras.
Gracias a la inestimable colaboración de Protección Civil, todas las bolsas que se recogieron, que fueron muchas, se han llevado al punto limpio.
Después de tanta actividad llegó el momento de tomarse el aperitivo y una comida: un típico guisao de patatas con costillas del que se dio buena cuenta, sin que quedara absolutamente nada.
Amigos de Corral agradece la participación de los asistentes, en especial de los más pequeños, que, con mucho ánimo, han dejado el entorno de la estación en las mejores condiciones para ser usada por todos y que esperamos y deseamos sea así por mucho tiempo.
A veces, las administraciones inauguran a bombo y platillo instalaciones que deberían cumplir funciones medioambientales o culturales, olvidando ese mismo día, de que estas necesitarán promoción de uso y sobre todo mantenimiento. Con el paso del tiempo, estas aparecen abandonadas y deterioradas, como es el caso de los apeaderos que tiene la lánguida Ruta de Don Quijote, cerca de la ruinosa estación de tren de Corral de Almaguer.

0
0
0
s2smodern